México líder en lavado de dinero: Cesop

Oaxaca Capital 14 March, 2017

Porque las pérdidas millonarias por los recursos ilícitos en México dañan el Estado de derecho.

México ocupa el tercer lugar a nivel mundial en cuanto a los países con mayores pérdidas por flujos financieros ilícitos, con más de 500 mil millones de dólares de 2003 a 2012.

El país solo está detrás de China y Rusia (primer y segundo lugar, respectivamente) en este ranking, de acuerdo con el estudio “Estructuras financieras del crimen organizado”, del Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (CESOP) de la Cámara de Diputados.

Estos procesos son movimientos transnacionales ilegales de recursos, derivados de actividades como el narcotráfico, la venta ilegal de armas, el contrabando, la evasión fiscal y facturación fraudulenta por parte de grandes empresas, así como el soborno o robo de presupuesto público por parte de funcionarios públicos.

El Estado mexicano perdió de 2003 a 2012 unos 528 mil 439 millones de dólares, un promedio de 52 mil 844 millones de pesos anuales. 

2012 fue el año con la mayor pérdida financiera por estos delitos, unos 77 mil 583 millones de dólares, y la facturación fraudulenta fue el método preferido para transferir y captar capitales ilícitos en el país durante este periodo.

México es también el líder en América en este rubro: Brasil ocupa el sexto puesto, Costa Rica es el lugar 15, Panamá el 18 y Chile el lugar 20.

De acuerdo con cifras de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), América Latina pierde cada año cerca de 320 mil millones de dólares a consecuencia de los flujos ilícitos.

De acuerdo con el Global Financial Integrity, los flujos financieros ilícitos que salieron de los países en desarrollo (como México) durante el periodo 2004-2013, representaron 4% del Producto Interno Bruto (PIB) mundial y tuvieron una tasa de crecimiento anual de 6.5%.

LOS HALLAZGOS

El estudio de la CESOP encontró que segmentos importantes de la economía mexicana han sido penetrados por capitales que pasaron por un proceso de lavado de dinero, pero que en sus inicios fueron producto de actividades delincuenciales.

El fenómeno de las finanzas ligadas a actividades delincuenciales en nuestro país empeoró progresivamente desde mediados de la década de 1980, agregó el estudio.

“Uno de los principales problemas que ocasiona este fenómeno es que descapitalizan al Estado y le impide que puedan brindar a sus ciudadanos servicios públicos de calidad, como educación, salud, seguridad, entre otros”

El dinero que se desvía a través de los flujos financieros ilícitos pasa en la mayoría de los casos por paraísos fiscales.

'FACILITADORES’

La salida de los flujos ilícitos en México no sería posible sin la existencia de “facilitadores”, que brindan servicios como estructuras jurídicas y esquemas novedosos de planificación impositiva.

Tales facilitadores, como grandes corporativos de asesores fiscales o firmas de abogados con presencia transnacional, han permitido a miles de políticos, multimillonarios y empresas, ocultar sus activos y trasladarlos hacia paraísos fiscales, escapando así de los sistemas tributarios.

“En el proceso de circulación de fondos ilegales las instituciones bancarias son esenciales, ya que se valen de diversos mecanismos para hacer que sus clientes trasladen sus ganancias a paraísos fiscales, no declaren utilidades y no paguen impuestos por éstas”, refiere el estudio del CESOP.

El flujo saliente de capital ilícito en México se elevó de forma significativa: durante la década de 1970, la cifra fue de 3 mil millones de dólares; para 1980 representó 10 mil 400 millones de dólares; en los 90 se elevó a 17 mil 400 millones de dólares y de 2001 a 2010, esta cifra se incrementó a 49 mil 600 millones de dólares.

El promedio de los flujos del dinero ilícito circulando en México representó el 5.2% del PIB durante las cuatro décadas comprendidas entre 1970 y 2010.

Es decir, como porcentaje del PIB, los flujos ilícitos se incrementaron, pasando de un promedio de 4.5% en el periodo previo a la entrada en vigor del TLCAN (enero de 1994) hasta un promedio de 6.3% del PIB en los 17 años siguientes.

RELACIÓN

El estudio de la CESOP encontró que existe una relación directa entre el incremento en el volumen de flujos financieros ilícitos salientes de México y la fase previa a las crisis macroeconómicas que ha sufrido nuestro país en las últimas cuatro décadas. 

Ejemplos de esto se observaron principalmente durante:

*La crisis del precio del petróleo de 1973

*La crisis de la balanza de pagos de 1976

*La crisis de deuda de 1982

*La crisis del petróleo de 1986

*La crisis del peso de 1994

*La crisis económica mundial de 2007

NACIÓN 321